ENERGÍA DISTRITAL UNA EXCELENTE HERRAMIENTA PARA MEJORAR LA CALIDAD DEL AIRE QUE RESPIRAMOS

Werner Baier, Presidente Grupo de Trabajo de Energía Distrital

Werner Baier es Asesor en temas de Eficiencia Energética, socio fundador y gerente en Constructora Werner Baier y ex-Director de Proyectos en Inmobiliaria Frankfurt donde desarrolló la primera y más importante implementación de un sistema de eficiencia energética en base a geotermia.
Ex-académico de la cátedra de Hormigón Arquitectónico, Universidad Autónoma de Chile y del Magíster en Dirección de Proyectos de Edificación con Eficiencia Energética, de la Universidad Mayor.

Hoy como presidente del grupo de trabajo de Energía Distrital de la Cámara Chilena de la Construcción, Temuco nos aclara algunas preguntas sobre este tema.

1.- ¿En qué consiste la Calefacción Distrital y cuáles son las ventajas de este sistema?
La Calefacción Distrital, o más bien, la Energía Distrital, consiste en un sistema energético que produce y entrega energía térmica para calefacción, agua caliente sanitaria (ACS) y también, en algunos casos, refrigeración o enfriamiento. Está compuesto por tres elementos básicos: El sistema de producción, o Central Térmica, el sistema de distribución, o Red de Tuberías de distribución, y el sistema de Emisión, o Usuarios y Consumidores finales de la energía entregada. Existen diversas tecnologías para configurar cada uno de estos tres componentes, pero en general, siempre se busca que, en cada caso, sean los sistemas más eficientes posible, considerando preferentemente el uso de energías renovables para el caso del sistema de producción.
Las principales ventajas son las bajísimas o casi nulas emisiones de material particulado fino MP2,5 a pesar de se utilice Biomasa Forestal como combustible, por ejemplo en formato de astillas, con un 30% de HR, llegando a ser mil veces menores, si se compara con las emisiones de la Biomasa en formato de leña, típicamente utilizada en las estufas de combustión lenta. Lo anterior hace de la Energía Distrital una excelente herramienta para mejorar la calidad del aire que respiramos en los fríos meses de invierno. También está la bajísima o nula emisión de Black Carbon, y además, al producir energía térmica para el agua caliente sanitaria (ACS), se reemplaza a los calefont a gas, logrando así la eliminación de un 100% del CO2, al evitar la quema de gas licuado (GLP) o Gas Natural. Con ello además se está haciendo un considerable aporte en la reducción de los gases de efecto invernadero (GEI) y su consecuente efecto negativo en el calentamiento global y cambio climático, que lamentablemente ya es cada vez más evidente.

2.- ¿Qué características deben tener los sectores donde se implemente este sistema de calefacción?
Para que un sistema de energía distrital sea viable, técnica y económicamente, debe haber una alta densidad energética. Esto significa que debe haber la mayor cantidad posible de consumidores por Km2. Idealmente, en un determinado macro sector, debe haber “consumidores ancla”, que son clientes de alta demanda energética y con consumos parejos día/noche, e invierno/verano, como por ejemplo, industrias, hospitales, hoteles, etc.
Un sector ideal sería aquel que tenga un buen equilibrio entre un gran número de clientes residenciales (varios miles) y varios clientes ancla.

3.- ¿Cuáles son las limitantes para que esto sea más masivo?
Las principales limitantes son el gran desconocimiento de estos sistemas y de sus grandes ventajas, pero también está el hecho de que se requiere una inversión inicial relativamente alta, sobre todo si se planifica con crecimiento a futuro.
Generalmente tiene un costo de inversión de entre 1,5 a 2 millones de dólares el MW de potencia instalada, lo que es similar a la energía eólica y a la fotovoltaica.
Dependiendo del tipo y magnitud del proyecto, se requerirá del aporte de un socio no económico, como por ejemplo, del Estado de Chile, dado que por motivos de Salud Pública, este tipo de proyectos tienen una elevada rentabilidad social.
Un factor adicional que ha frenado el desarrollo de la energía distrital en nuestro país, también ha sido la inexistente normativa y falta de regulación de parte de las autoridades, asunto que recientemente se está comenzando a abordar a nivel central.

4.- ¿Cuál es el aporte que está haciendo la CChC en esta materia?
La CChC, a través de su Comité de Especialidades, muy consciente de la gran necesidad de mejorar la calidad del aire en las ciudades del centro sur de Chile, ha formado el Grupo de Trabajo de Energía Distrital, para abordar y realizar un conjunto de actividades específicas, con el Ministerio de Vivienda y Urbanismo MINVU, con las Municipalidades de Temuco y Padre Las Casas, con Naciones Unidas Medio Ambiente (UNEP), además de las Seremías de Energía y Medio Ambiente. Lo anterior con el propósito de articular, promover e informar sobre estas materias, poniendo la temática en valor y propiciando las acciones necesarias para lograr el más pronto despegue de la energía distrital en Chile.